Tus decisiones sobre crianza y los otros

8

Convertida en madre, comprobarás que la gente seguirá metiéndose en tu vida y queriendo opinar como si tu no estuvieras presente. Colecho, vacunas, lactancia son solo los primeros tópicos entre miles con los cuales querrán manejarte a su antojo y que deberás aprender a defender tus puntos de vista de los demás.

Colecho

En algún momento de la historia, empezamos a creer que poner a un bebé en su propia cuna, nos aseguraba tener un adulto absolutamente independiente y dueño de si mismo.

Por suerte, cada vez somos más las que nos guiamos por nuestro instinto y practicamos el colecho. Y aquí el problema: muchos profesionales, familiares y amigos desalientas esta práctica: alegan por la seguridad del bebé, la intimidad de la pareja, la independencia de las criaturas y más.

La resolución es fácil: los profesionales te tienen que asesorar sobre la salud de tu pequeño, no sobre las costumbres familiares. Con amigos y familiares, es más simple aún: en mi casa se hace lo que creemos que más nos conviene.

Lactancia

Es -y seguirá siendo por mucho tiempo- un motivo de guerra cruzada entre madres que amamantan y las que eligen dar fórmula.

Las que dan fórmula, tienen que soportar una andanada de críticas sobre como están arruinando la salud de sus hijos, pagándose un cáncer de seno en cuotas, criando hijos sin apego y amor y sobre como están haciendo aún más ricas a las grandes corporaciones maquiavélicas que crean veneno en forma de fórmula infantil.

Y las que amamantan, especialmente si el bebé tiene más de 8 meses, tienen que escuchar como sus pequeños serán co-dependientes toda su vida, tomarán pecho hasta la universidad y sobre lo poco sano y decente que es tener a un niño “grande” pegado al pecho.

Crianza con respeto

En nuestra Sociedad aún se sigue creyendo que pegando y causando dolor y humillación, lograremos respeto. No, así se logra el miedo, simplemente.

Pero en este punto realmente es imposible luchar, porque es una idea que -me temo- jamás desaparecerá de las mentes humanas.

De dónde salen las críticas?

Muchas veces, porque la gente habla sin pensar en lo que sale de su boca. Otras veces, los prejuicios son tan fuerte que lo desconocido es lo “erróneo”.

Si eres primeriza, eres blanco de ataque fácil, por no tener experiencia. Si es tu segundo o tercer bebé, estás tan “cansada” que las decisiones que tomas no fueron bien razonadas, te dirán.

Críticas a tu crianza recibirás a lo largo de tu vida y los errores que tus hijos cometan en el futuro -inevitables en la vida de toda persona- te serán restregados en la cara. De cada mamá depende defender sus ideas, confiar en sus instintos y pedir respeto. Todos tenemos puntos de vista distintos y lo diferente no siempre significa “equivocado”.

Social Media Mom. Blogueando desde 2005, quiero difundir toda la información posible sobre embarazo sano, parto respetado, lactancia materna y porteo. De alguna manera, colaboro para que este mundo sea menos loco !

Discussion8 comentarios

  1. Me ha gustado mucho tu artículo, aunqeu me ha sabido a poco. Sin embargo, como estoy reformando mi blog (que trata sobre estos mismos temas) he pensado comentarlo con mis propias aportaciones e ideas y me preguntaba si tengo tu permiso para citarte (siempre con enlaces y de la forma correcta) y hacer mis propios apuntes a tus opiniones. Qué me dices?

    Un saludo.

    PD La reapertura de mi blog no será hasta mediados de Febrero, como mínimo.

  2. Hola Keila! Felicidads por dar pecho.Es lo mejor para tu bebé y para ti.Es normal que los niños de pecho rechacen el biberón.Prefieren esperar a que su mamá esté de nuevo con ellos para comer.Dale el pecho todo lo que puedas por las mañanas antes de irte a trabajar para que tome lo más posible.Después cuando salgas de trabajar lo primero que haces incluso en la propia guardería es darle de mamar. No sé cuantas horas pasas separada de tu bebé pero si sales del trabajo a las 3 supongo que estarás toda la tarde con él. Dale el pecho siempre que quiera y a la hora que quiera y el tiempo que quiera.Muchos niños prefieren “pasar hambre” a tomar leche en biberón cuando sus mamis trabajan.No pasa nada porque pase unas horas sin mamar.Ni va a enfermar ni nada. Porque le das biberón? Si no lo quiere no insistas porque solo conseguirás que sufra al forzarla.Di en la guarde que se lo ofrezcan pero que no insistan si no quiere y sobretodo que no la fuercen. También puedes intentar sacarte tu leche y llevarla a la guardería para que se la den en bibi en lugar de la leche de fórmula. Y me parece genial que duermas con tu bebé en cama yo también lo hago con mi hijo de 10 meses.Felicidades.

  3. Pues sonará a ironía, pero yo de quien mas he recibido críticas, ataques y juicios es de mujeres y madres defensoras de esas (que yo ahora llamo) “sectas” de “crianza” que se han decidido a autoproclamarse de “respeto”. Ni mi madre ni mi abuela, ni mi suegra y ni mis tías me han criticado sacar la teta en público, pero sí me llovieron críticas, por meter fórmula 1 vez al día por las noches, y eso que estuve con pediatra pro-lactancia y le di teta hasta los 9 meses, 6 meses exclusiva, y yo le llamo exclusiva aún cuando me apoyaba de un bibe diario de fórmula.
    Ahora, cuando colecho (cosa que siempre juré no hacer y que ahora no puedo evitar), ni mis papás ni mis suegros me critican… pero cuando mi hija de mas de un año tira manazos a la cara a los adultos y le llamo la atención y la corrijo, a veces yo misma con un manazo (que evidentemente no duele) para reprenderla por lo que hizo, me llueven cocolazos por todos lados porque las sectarias de la “crianza con respeto” se han autoconvencido y han emprendido una campaña para convencer a todo mundo que eso es violencia y que las mujeres que hacemos eso “no amamos” (¡vaya! nuestras madres y abuelas nunca amaron).
    Así que ahora, a mi me dan mas miedo esas sectas en las que se han convertido los nuevos grupos de corrientes de crianza positiva que tienen modos de adoctrinar (conste que no estoy criticando los fundamentos, que en realidad comparto EN SU MAYORÍA), en los que gustan de reprobar todo aquello que no sigue sus reglas y las cuales defienden con una lista de “estudios científicos”, los cuales yo cuestiono porque JUSTAMENTE a eso me dedico, a la ciencia y a la investigación, y muchos de ellos no están publicados ni por revistas científicas avaladas ni por grupos de investigación con buena reputación, sino por los mismos seguidores o fundadores de esas mismas corrientes.
    Así que aguas con llamarse “criadores con respeto”, porque si lo único que hacen es salir a juzgar y a no-respetar a otras madres que no piensan como ustedes, ¿qué es lo que en verdad “enseñan” o con qué “crian” casa?. Si esas mamás no respetan a otras, no les creeré nunca su discurso de “crianza con respeto”…

    • Pues me parece que estas bastante amargadita como para pedir respeto, no? Tus traumas no son motivos para andar amargando a otras personas

  4. Odio que quieran opinar sobre cómo educo a mi bebé de año y medio, mi suegra todo el tiempo esta opinando le ha dicho a MI hijo que no lo quiero porque lo regaño y eso me ha molestado bastante pues ella no es nadie para decir tremenda tontería. No lo permitiré una vez más ya que me pasó con mi primer hija, mi mamá le decía q yo era una mala madre por cualquier cosa q ella considerara q no debí hacer

Leave A Reply

error: Derechos Reservados Mamás y Bebés Tu Web de Maternidad 2005-2017